sábado, 12 de febrero de 2011

Mintieron con la "falta" y tenían un cuatro de copas

El amigo Guillermo Torrent nos envía sus opiniones sobre la "flamante" nueva publicación de los jóvenes K de Córdoba


(Cambiamos la ilustración anterior porque esta es más... "ilustrativa" (valga la redundancia). Esta es una foto del plenario de la, ejem..."juventud" de Córdoba, del que habla el nuevo pasquín digital K (sacada del facebook de una de las agrupaciones participantes)...si esta es la juventud, como será la "rama adulta"? hmmmmm

Falta Envido y Truco chiste Nacional (y Popular)*

Tuve una "grata" sorpresa cuando al abrir  el mail me encontré con el numero 0 la revista Falta Envido.  Me puse contento al ver los nombres del “equipo”, ¿por qué? A la mayoría de los realizadores de la Revista los conozco por haber militado varios años en la Facultad de Filosofia de la UNC y recién después de varios años se animan a evidenciar sus definiciones políticas. 
Por ejemplo, en pleno conflicto del Gobierno con la Mesa de Enlace, en Filo se produjo un intenso proceso de discusión y movilización en torno al conflicto, algunos apoyaban al gobierno, otros (los menos) a los sojeros y un sector importante de la facultad proponíamos una posición independiente de ambos bandos patronales. Lamentablemente estos “jóvenes” en esos momentos en la agrupación El Andén, tuvieron una posición totalmente burocrática, mientras la Franja Morada llevaba las banderas de la Federación Universitaria a los tractorazos y cacerolazos, los estudiantes de Filosofia veíamos la bandera de nuestro Centro de Estudiantes en las marchas de apoyo al Gobierno. Obviamente esto no fue discutido en ninguna asamblea de la Facultad,  mucho menos de la Federación. Mientras tanto se multiplicaban los debates y circulaban publicaciones y volantes con las posiciones respecto a un hecho que dividió aguas en el país y en la facultad. Esto hicimos todas las agrupaciones excepto una, El Andén, quien en una total subestimación de los estudiantes y tratándolos prácticamente de idiotas, los únicos materiales que sacaban eran sobre… el precio de las fotocopias!!!!
Esta introducción viene a que la nueva publicación "presuntamente" está dirigida a aportar en la militancia del "proyecto Nacional y Popular" que empezó “El Nestor” y continúa hoy la “compañera Cristina”. Si bien están en todo su derecho de hacerlo, en su militancia universitaria, algunos en El Alefh y otros en su sucesor El Anden, estuvieron sistemáticamente en contra de construir un movimiento estudiantil militante y que forje la unidad con los sectores más explotados del pueblo o los trabajadores (tanto ocupados como desocupados). Boicotearon sistemáticamente las asambleas porque “no eran representativas” supuestamente. En el último tiempo se dedicaron a la "rosca" universitaria intentando colocar a su colaborador Domingo Ighina como Decano, representando al ala Nac&Pop del Scottismo.
Pero al leer la revista me llevo una total decepción, el contenido de la misma es totalmente autoreferencial propio de una secta, la publicación se trata de un montón de páginas (más de 50) en donde se dedican todo el tiempo a elogiarse ellos mismos. Es triste que gente con "presuntos" antecedentes intelectuales y que han podido ir a la facultad quieran hacer una “foto” del momento político del país y sean incapaces de sacarse las anteojeras K.  Para afirmar esto me voy a centrar en las dos notas que son anunciadas en la tapa que son las más políticas y con metáforas truqueras. Pero antes de seguir hago una aclaración a quién quiera leer la revista, ni se imagine que va a encontrar las palabras "tercerizado", "ferroviario", "Mariano Ferreyra", "Qom", "Formosa" o "Parque Indoamericano". A quien las encuentre le regalo la colección completa de DVD de 6, 7, 8.
Vamos por orden. En la primer nota el mentor de la política de "Seguridad Democrática", que consistió en enviar 6 mil gendarmes al conurbano bonaerense, Horacio Verbitsky, es el encargado de explicar por qué para este proyecto es indispensable que el “movimiento” se una a sectores como los del PJ local encabezados por  De la Sota, que en los 70 era parte de la ortodoxia peronista de Bercovich Rodriguez, responsable, entre otras cosas, del Navarrazo o Anticordobazo del cual en estos días se cumple un nuevo aniversario.
De la Sota y Schiaretti  han gobernado los últimos 12 años la provincia y lo hicieron siempre para el interés de las empresas, los sojeros y la Iglesia Católica. El antecendente producido el último fin de semana en Santa Fe, no deja lugar a dudas sobre la orientación derechista del Gobierno Nacional de cerrar a como de lugar con el aparato del PJ para garantizar la reelección de Cristina, sin importar que intereses representan estos aliados. Lejos de representar los intereses de sectores populares, tanto Cristina, como De la Sota, Reuteman o Scioli, llevan adelante la máxima peronista de que lo primordial es que le vaya bien al empresario y que esto va a llevar a una mejora en la calidad de vida de la clase trabajadora.  Una utopia reaccionaria.
Lamentablemente, quiénes sacan la revista no han aprendido nada de 1973, una tragedia para el movimiento obrero y popular (canalizar todas las energías revolucionarias de las masas detrás de un proyecto capitalista y burgues “táctico”, con Perón a la cabeza). Esto hoy se convierte en una comedia. Si bien es cierto que tanto Macri, Duhalde o la Carrió, colocándose a la ultraderecha , dan margen al gobierno para parecer progresista, su gobierno se aleja cada vez más de su marca de origen; ser el hijo bastardo del 20 de diciembre. Y asi nos encontramos con políticas como la ya nombrada "seguridad democrática" que incluye la baja en la edad de la imputabilidad. ¿Dicen algo sobre esto? Flaco favor le hacen al movimiento popular y a ellos mismos mintiendo sobre que la alianza con De la Sota o Reuteman es sólo una conveniencia donde estos viejos jerarcas del PJ son “usados” solo para ganar votos y "profundizar el proyecto".
Nos parece lamentable la frase con que Verbistky cierra la nota, buscando la reconciliación con los sectores que formaron la Triple A, Dice “Simbólicamente, las discusiones de hace treinta y pico de años comienzan a superarse a través de los hijos de ambos (patria peronista y patria socialista), yendo a la ex ESMA: la visión del pasado en un acto implica sobre todo una proyección al futuro. Superar enfrentamientos del pasado, plantear los enfrentamientos correctos sobre las líneas correctas de división en el presente, expandir y aumentar derechos para todos, me parecen que esas son las apuestas que hay que hacer”. Ante esta claudicación, desde el PTS y su juventud reafirmamos nuestra bandera: NI OLVIDO NI PERDON!
La otra nota que nos parece de una hipocresía y miopía total es la que versa sobre “Juventud y militancia: renovación del espacio político cordobés”. El titulo es por lo menos pretencioso, cuando en realidad habla de agrupaciones que en las movilizaciones forman columnas de...como mucho...15 personas. No es por desmerecer algún trabajo político, pero mientras para algunos “la mentira es la verdad”, coincidimos con el General que decía que “la única verdad es la realidad”.  Pero lo más cínico es que el fenómeno político juvenil que sacudió la provincia durante los últimos 3 meses del año pasado es directamente ignorado. Pareciera que  no existieron las tomas de colegios, ni las marchas multitudinarias, las asambleas interestudiantiles, ni la brutal represión que se desató sobre la juventud movilizada que renovó y sacudió el espacio político cordobés en ocasión de la aprobación de la modificación de  la Ley de Educacion 8113.  En esto por lo menos le podemos reconocer coherencia, la ley que abre aún más la educación a las empresas y la iglesia fue aprobada con los votos de los legisladores K, quienes privilegiaron el cálculo electoral detrás de unificar al PJ. Todo sea por el "operativo Cristina 2011". 
La juventud cordobesa se ha puesto de pie y no se deja engrupir por los cantos de sirena del proyecto K, los compañeros del PTS  venimos dando una dura lucha política para que este movimiento se ligue a los miles de jóvenes, estudiantes y trabajadores, que en todo el país son partícipes de las luchas obreras como la gesta de Kraft en 2009, o la pelea contra las tercerizaciones que le costó la vida a Mariano Ferreyra,  asesinado por uno de los socios del Kirchnerismo como la burocracia de la Union Ferroviaria. Así, los jóvenes del PTS están llevando adelante la solidaridad con los trabajadores de la ex Jabón Federal o en contra del procesamiento del delegado de Fate Victor Otoboni. En nuestra Córdoba damos lucha contra la persecución por parte del SMATA del delegado antiburocrático "Bocha" Puddu. Estas ultimas semanas desde Tunez, Egipto y todo el Magreb, nos llegan imágenes e informaciones que tiran por la borda toda idea de que los pueblos no pueden ser protagonistas de su propia historia; esa es la diferencia esencial con quienes hacen esta Revista. 
Mientras ellos lloran a un millonario y esto es el justificativo para cualquier tranza con burócratas, patoteros y capitalistas, nosotros solo confiamos en el pueblo organizado como motor de los cambios en la Historia.

*esta reflexión la termino de escribir y en los medios sale la noticia que, en el país de la asignación universal por hijo, muere el sexto niño wichi por desnutrición en lo que va del año. Sera que los wichi y los Qom se sumaron al complot troscoduhaldista para hacerle el juego a la Oligarquia???

lunes, 7 de febrero de 2011

José León Suarez: Crimen y Castigo (o Ablel F. y la "marca de la gorra")


En un libro sobre el pensamiento de Clausewitz, José Fernández Vega, describe la concepción de los contractualistas sobre el Estado moderno y el aparente "desplazamiento" de la guerra del plano interno al de de las relaciones internacionales. En la visión de esta concepción claramente burguesa "el pacto vuelve remota la posibilidad de la guerra civil, pero a nivel "micro", la guerra late todavía en los contornos de la sociedad bajo la figura del delito (...) En el plano privado, quién comete un crimen cualquiera, quién viola una ley por él consentida contractualmente, desprecia el pacto social, lo amenaza, se erige a sí mismo como un enemigo, tanto de su víctima inmediata, como, más importante, de la sociedad en su conjunto (...) Si representa una amenaza para el resto de los integrantes de la sociedad es menos por la comisión puntual de un hecho ilegal que por la consecuencia política que involucra: burlar la sociabilidad acordada. Es preciso pues que su acción no quede impune. El delincuente le declara la guerra a la sociedad, y esta responde en consecuencia, no en nombre de la venganza individual, sino apelando al discurso guerrero de la defensa común. El castigo al crimninal, enemigo social, resulta necesario, además de legítimo (...). El delincuente es ante todo un traidor a la patria, por su crimen, más que por su falta civil, representa un desafío político.
Traducido al lenguaje marxista, el pacto social entre clases que pretende imponer el Estado, se ve negado parcial y a veces totalmente por la vigencia (ay!) de la lucha de clases. Desde el delito (forma laberíntica en que muchas veces se expresa la lucha de las clases desposeídas por sobrevivir), pasando por las revueltas y motines, hasta las revoluciones, cuestionan el orden social impuesto por la burguesía y su estado y dan por la borda con el pretendido pacto social de un sistema económico que le declara la guerra a las mayorías populares. No por nada la "criminalización" y el mote de "delincuentes" llega hasta las protestas y los luchadores sociales.
Esta profunda concepción está en la base del pensamiento de Abel F ., el discurso guerrero de la defensa común emerge simulado, pero enérgicamente del "abogado" peronista con "conciencia social", ante el desafío no ya del crimen o el delito expresamente cometido, sino ante la posibilidad de que pueda cometerse. Y ante el temor de las "clases altas y medias (véase el detalle, altas y medias en primer lugar) y los pobres en general" (los pobres son "en general")
Así, ante el asesinato de dos jóvenes en José León Suárez a manos de la policía, que los mató ante la amenaza de un posible saqueo a la formación de un tren que descarriló, la propuesta es: más policía, con mejores salarios.
El "consejero del principe" (o en este caso "la princesa") primero "analiza", antes de lanzar su discurso de guerra y afirma "el problema profundo, es social y también policial". Las negritas son del autor, quiere remarcar de entrada, que nadie lo dude: es social, pero también policial.
Es social pero (los peronistas, siempre tienen su pero...) "como la política social mejor que pueda imaginarse, no va a modificar en menos de una generación el deterioro social que ya lleva por lo menos 40 años, debemos también acertar con las políticas de seguridad". La escasa "imaginación" del consejero (nada más y nada menos que del "movimiento obrero organizado" de la Capital) nos condena a una generación!  para que el "problema social" pueda resolverse. En la cabeza "hobbesiana" de Abel F. no entra la posibilidad de repartir las horas de trabajo, para que puedan tener empleo los cientos de miles de jóvenes que nacen, viven y mueren en la marginación o que se deje de subsidiar a las grandes multinacionales para hacer un plan de obras públicas que no sólo de respuesta al problema del trabajo, sino también al de la vivienda para aquellos otros tantos, entre los que se encuentran los que cometieron el "delito" de Parque Indoamericano. Y esto sólo para nombrar dos medidas de emergencia. Nunca se le ocurriría plantear semejante propuesta utópica y trotskysta en la mesa de las 62 Organizaciones de la Capital. 
Claro, si el camino es acordar con el sojero Reuteman, pacto político por el que Abel F. está MUY satisfecho, el "problema social", no va a resolverse en "una generación", ni en dos y muy probablemente lo tendremos por los siglos de los siglos...   
Entonces, ante la corta imaginación "social" del intelectual peronista y ante la constatación (basada en las muy confiables encuentas de Artemio L.) de que "Nuestra sociedad, clase alta, media y pobres en general, no quieren tolerar el nivel de violencia casual que estos hechos expresan"; la propuesta, no para dentro de 40 años, sino para YA, es: "(...) que el Estado vuelque a la policía los recursos y la atención que dedica, por ejemplo, a las campañas electorales. La policía – federal, provincial – debe ser mucho más numerosa – lo que ayudará en el tema del empleo, de paso – mejor pagada, y mucho más controlada.
Ni buenos, ni malos: incorregibles, dijo un gorila inteligente.
A pesar de que describe el fracaso de todos los planes de "control" de la policía que se intentaron hasta ahora, la propuesta de Abel F. es agrandar a la bestia y pagarle mejores honorarios, eso sí, "bajo control". Alguién dijo utópico?.
Tanto este Estado, como el pensamiento de Abel F. que lo defiende, tienen un problema de "matriz"... de clase y ambos son "incorregibles".
Menos mal que la "imaginación" de las nuevas generaciones y sobre todo de aquellas que nacieron a la vida política después del 2001, es mucho más audaz que el "vuelo gallináceo" (y guerrero) de la "inteligentzia" peronista.